Kaliningrado: un viaje a Rusia, “fuera” de Rusia

¿Estás por viajar? Reservá tu hotel en Rusia, y en muchos otros destinos!

Descubrí Kaliningrado, una mágica ciudad rusa aislada en Europa
Descubrí Kaliningrado, una mágica ciudad rusa aislada en Europa

Desde su fundación en el siglo XII, hasta el fin de la Segunda Guerra Mundial, Kaliningrado, un pequeño trozo de tierra pegado entre Lituania y Polonia en el Mar Báltico, se llamó Konigsberg; más tarde, antes de incorporarse a la Unión Soviética, adquiere su nuevo nombre. Hoy, como hace siglos, Kaliningrado es reconocida como “la tierra de color ámbar”, por poseer la mayor reserva de ámbar del mundo frente a sus costas. En esta guía te mostraremos lo más interesante de Kaliningrado.

Las temperaturas en Kaliningrado varían entre -1,5 y 18,1° C. Esta ciudad presenta generalmente un clima templado, nublado y con inviernos fríos. Durante el verano las lluvias son frecuentes, por lo que esta ápoca resulta sumamente fresca y propicia para emprender un viaje.

Historia de Kaliningrado

Fundada en 1256 por los caballeros teutónicos, la ciudad de Kaliningrado fue a su vez la capital de Prusia, un reino alemán.

Conquistada en 1945 por el ejército soviético, la región Konigsberg fue asignada a la República Socialista Soviética por el Tratado de Potsdam; en ese momento fue despojada de sus habitantes alemanes y posteriormente renombrada “Kaliningrado”, en la memoria de un político ruso; la antigua capital de Prusia se convirtió entonces, en un puesto altamente militarizado.


Desde 1991, Kaliningrado, en su condición de ser una posición estratégica para el Kremlin, ha tratado de abrirse al mundo con la ayuda de la Unión Europea y Moscú.

Su ubicación es el único puerto ruso en el Mar Báltico libre de hielo durante todo el año y la que controla el eje principal de transporte marítimo entre Rusia y Europa. Por lo tanto, la región administrativa permanece bajo un fuerte control ruso para evitar la tentación separatista.

Aspectos Políticos

Kaliningrado tiene una relativamente corta, pero intensa historia como enclave ruso. Este pequeño territorio se ha enfrentado a numerosos retos en su desarrollo debido al desprendimiento de la región del continente. Además de esto, la posición entre dos jugadores importantes en el ámbito europeo, La UE y Rusia, define un significado político particular de la pequeña región.

En el 2000, la llegada al poder de Vladimir Poutine, ha llevado a las autoridades rusas a prestar más atención al enclave, para fortalecer el diálogo entre la UE y Rusia sobre este tema.

Cómo llegar a Kaliningrado

Esta ciudad no conserva ningún límite directo con Rusia, por lo que muchos turistas creen que es complicado llegar, pero realmente es muy sencillo trasladarse a Kaliningrado desde cualquier parte.

Aeropuerto de Khrabrovo: ubicado 24 km al norte de la ciudad con rutas hacia toda Europa. El Kaliningrado Devau, es otro aeropuerto pero en menores dimensiones.

Ferry: a Baltiysk llega y sale un ferry hacia San Petersburgo, Copenhague, Riga y Kiel, una de las maneras más interesantes de llegar a Kaliningrado por el mar báltico.

Tren: la estación ferroviaria Kaliningrado Passaschirskila, es la línea de tren más grande en la ciudad que va a través de Lituania y conecta con otros países de Europa. La estación del Sur Yuzhny, es la principal estación de trenes internacionales, muchos viajeros coinciden en que esta es la mejor forma de llegar a Kaliningrado, además de ser la más económica. A propósito del Mundial Rusia 2018, esta estación de ferrocarril tendrá conexión WIFI totalmente gratis para los usuarios.

La carretera principal que conecta a Kaliningrado con Rusia se encuentra paralela al tren en Chernyakhovsk, Chernyshevskoye, Lituania y Bielorrusia.

La imperdible arquitectura rusa en Kaliningrado

La imperdible arquitectura rusa en Kaliningrado

Transporte dentro de la ciudad

Ir de un punto a otro en Kaliningrado no es tan difícil, porque la ciudad es bastante pequeña en comparación con otras ciudades de Rusia, sin embargo, el transporte público es necesario en algunas rutas. Si no dominas el idioma ruso, seguramente tendrás algunos contratiempos, por lo que te recomendamos tener a la mano esta guía cuando decidas viajar a Kaliningrado.

Taxis: a pesar de que los conductores de taxi en Kaliningrado no hablan Inglés, el taxi es el mejor medio de transporte para los turistas. Desde el aeropuerto hasta el centro de la ciudad hay una tarifa fija de 500 RUB (8 euros / 8,5 USD). Todas las demás vías se rigen por taxímetro o por una tarifa negociada.

Tranvías: la forma más pintoresca de viajar es en uno de los dos viejos tranvías Checa, cuyas rutas pasan a través de las partes más históricas de la ciudad, como el antiguo Castillo Real, la Casa de los Soviets, la Catedral y el pueblo de pescadores.

Las dos líneas de tranvía son:

  • Línea 3: Basseynaya – Yuzhnyi Vokzal
  • Línea 5: Basseynaya – Myasokombinat

Autobuses: hay una estación central de autobuses en el centro de Kaliningrado que posee una buena flota, por lo que casi nunca tardarás en tomar uno, además son muy baratos y casi todas las líneas se duplican por varios microbuses, trolebuses y tranvías.

El autobús #144 conecta el aeropuerto con la ciudad Khrabovo cada hora, con una tarifa por debajo de un euro.

En tren: mientras que la estación del Sur (Yuzhny), es la principal estación de trenes internacionales, algunos servicios locales se ejecutan desde allí, aunque es más recomendable la Estación del Norte, si estás planeando viajar en tren dentro de la región de Kaliningrado.

Mejores zonas y barrios para alojarse en tu viaje a Kaliningrado

Leningradsky: esta zona te ofrece una interesante y variada oferta de hoteles. Su ambiente es súper animado con muchas opciones para comer, pasear, comprar, etc. Cerca de esta zona se encuentran algunos lugares de interés como la Puerta del Rey y el Museo del Ámbar.

Tsentralny: esta zona se encuentra cerca de lugares turísticos como el Monumento Cosmonaut, el Zoológico de Kaliningrado y otros más. Es un lugar muy alegre, con una zona hotelera muy variada, lleno de diversión con restaurantes, centros comerciales para ir de compras y otras atracciones.

Moskovsky: es la zona preferida de los turistas que buscan descansar, relajarse y disfrutar de todos los servicios. Posee hoteles de excelente calidad para alojarse placenteramente en Kaliningrado.

Oktyabrsky: una ubicación perfecta con muchas opciones de hospedaje, para poder conocer lo mejores lugares de interés tanto culturales como históricos, disfrutar de un paseo y degustar un rico plato en cualquiera de sus amenos restaurantes.

Svetlogorsk: una encantadora localidad costera para alojarse en cualquiera de sus hermosas y ricas villas, cuya arquitectura recuerda el esplendor de madera de su pasado alemán.

Qué hacer en Kaliningrado

Por su distancia con Rusia, muchas personas creen que en Kaliningrado no existen muchos lugares de interés, pero nada más lejos de la realidad. Si bien es cierto, que no son tantos lugares en comparación a Moscú o San Petersburgo, Kaliningrado, conserva lugares con una rica historia y una belleza arquitectónica. Estos son sólo algunos de los lugares más emblemáticos que puedes aprovechar de conocer en Kaliningrado, mientras disfrutas del Mundial de Rusia 2018.

Kaliningrado tiene playas y las dunas más grandes de Europa

Kaliningrado tiene playas y las dunas más grandes de Europa

Hay muchas más atracciones visibles entre sus murallas de ladrillo rojo, baluartes y puertas construidas entre los siglos XVII y XIX.

La Puerta de Brandeburgo: es uno de los símbolos más relevantes de la ciudad que representa el triunfo y la paz para Alemania. Su enorme estructura con un estilo neoclásico y 26 metros de altura, es simplemente impresionante.

Museo del Océano Mundial: encadena a lo largo de las orillas del río Pregolya, un submarino, maquinaria marítima y salas de exposiciones, que en conjunto, componen este excelente museo. Lo más destacado es el guapo ex buque de expedición científica Vityaz, amarrado al costado del Viktor Patsaev, con sus objetos relativos a la investigación espacial.

La Catedral de Kaliningrado: también conocida como la Catedral de Konigsberg, está situada en el corazón de la ciudad de Kaliningrado. Se trata de un impresionante edificio de ladrillo ubicado en la isla de Kant. Esta isla densamente poblada, es un parque salpicado de esculturas, dominada por la catedral de Kaliningrado. La conforman unos edificios cercanos como la antigua Bolsa de Valores de la década de 1870 y una larga fila de tiendas,

El Bunker Museum: es el lugar donde el último comandante alemán, Otto van Lasch, se rindió ante los soviéticos en 1945. En la actualidad alberga presentaciones informativas sobre Prusia Oriental durante la Segunda Guerra Mundial.

Museo del Ámbar: ubicado en la Torre Dohna, cuenta con más de 6000 exposiciones de ámbar, incluyendo las maravillosas obras de arte, como una enorme piedra de 4,28 kg, antiguos ejemplares con insectos prehistóricos y plantas fosilizadas dentro de la resina. Es posible comprar joyas ámbar en el museo o a los vendedores fuera del recinto.

La Puerta del Rey: esta puerta renovada también posee buenos modelos de la antigua Konigsberg y exposiciones sobre las personalidades que dieron forma a la historia de la región.

Puerta Friedland: la mejor manera de transportarse a lo que parecía Konigsberg durante la pre-Segunda Guerra Mundial, es durante los 40 minutos de espectáculo multimedia proyectado en las salas de este museo que ocupa una de las 13 puertas originales de la ciudad. El espectáculo evocador se compone de proyecciones de fotos tomadas en la ciudad entre 1908 y 1913, y de imágenes granuladas tomadas desde el castillo en 1937.

Museo de Historia y Artes: ubicada en una reconstruida sala de conciertos en 1912 por el arquitecto Richard Seele en Art Nouveau. Este museo se centra principalmente en los acontecimientos ocurridos desde la toma de Rusia y el pasado alemán de Kaliningrado.

Altes Haus: una verdadera experiencia, obtener una muestra del pasado distinguido de Konigsberg en este nuevo museo, en el que puedes inclusive tocar las piezas preciosas de la época, sentarte en los muebles preciosos antiguos y en general disponer del lugar, como si fueras dueño del valioso lugar histórico.

Galería de arte: en este museo es posible contemplar las obras modernas y contemporáneas de artistas locales, incluyendo algunas piezas sorprendentes de las décadas soviéticas. La tienda de la galería vende libros de arte y creaciones locales.

Zoopark: un hermoso recorrido para ver animales tropicales de América del Sur, la Cámara de los pájaros, el terrario, el acuario, hipopótamos y tapires. También hay una cámara de contacto donde te puedes familiarizar con chinchillas, conejos, hurones y hámster. El lugar posse restaurante y varios cafés al aire libre. También hay un museo dedicado a la evolución de los zoológicos, con espectáculos y centros de cría y conservación de especies raras y modernas.

Istmo de Curlandia: costa de pequeños hilos de arena entre el Mar Báltico y la laguna de Curlandia. En 2000, el istmo de Curlandia fue reconocida como Patrimonio Mundial por la UNESCO.


Ver también: Viajar a Samara a ver grandiosos Paisajes, mágica cultura y una Arquitectura Extraordinaria


¿Qué comer?

En vista de que cada vez se desarrollan más lazos con la Unión Europea, el turismo en Kaliningrado aumenta, y con él, los restaurantes abundan y sus cocineros aprovechan para ofrecer una variada gastronomía basada en los orígenes históricos de la zona, por lo tanto, con frecuencia verás platos de Alemania, República Checa, Polonia y Lituania sobre las mesas de los restaurantes de la ciudad.

En el centro de la ciudad, por ejemplo, el pequeño restaurante Lituania Brikas te ofrece degustar estos platos típicos de la zona:

  • Sopa fría de remolacha de Lituania
  • Los auténticos zeppelines de Lituana, albóndigas de patata con diversos tipos de relleno
  • La vedarai, una salchicha de patata de color rosa
  • Tortillas gruesas de patata

En cuanto a las bebidas, no dejes de probar el kvas arándano y el mors casero, bebidas hechas a base de jugo de arándano.

Pero mientras la cocina tradicional de Konigsberg es la que más abunda en invierno con un fuerte acento en las patatas, en el col y las salchichas, también existe una clara diversificación que ofrece platos más ligeros y sutiles.

Desayunos

Toda Europa está representada en una constelación de desayunos, donde cada tipo se sirve con pan fresco, elaborado a mano.

  • Los daneses (sándwiches, patatas y ensalada)
  • Los holandeses (una tortilla y varios tipos de queso)
  • El noruego (pan baguette tostada con salmón salado ligeramente, verduras frescas y huevos de codorniz)
  • El Inglés (huevos con bacon y salchichas a la parrilla fritos)

Ensaladas

Este plato también es multiétnico

  • Italiana: con rúcula aromática
  • La escandinava y noruega: basada principalmente en el pescado, pero también incluyen filete de pollo, aguacate, tocino y queso azul.

Pasteles sabrosos y nutritivos:

  • Tourtes
  • Tartiflettes
  • Quiches rellenos con carne o verduras
Booking.com

O bien compara precios de hoteles en más sitios utilizando Trivago. ¿Pensaste en alojarte en un apartamento? ¡Conocé airbnb!

Tambien puede interesarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *